Menü

Cómo tratar el estrabismo

El estrabismo o bizquear, es una condición en la cual los ojos no se alinean correctamente. Normalmente, ambos ojos miran en la misma dirección. En el caso del estrabismo, los ojos miran a direcciones diferentes.
Examen de estrabismo niños

Investigación de estrabismo

El estrabismo no causa ningún dolor, por lo que bizquear se vuelve evidente principalmente por la desalineación de los ojos. Asimismo, podría desarrollarse una pérdida de visión. A menudo, se ve afectada la visión tridimensional. Por consiguiente, el tratamiento del estrabismo es aconsejable, no solo por razones estéticas, sino también por razones médicas. Un factor que no debe ser subestimado es el estrés físico, que podría conducir a una baja autoestima y a una falta de confianza. Sin embargo, gracias a los métodos médicos modernos, el estrabismo puede ser tratado y el resultado suele ser satisfactorio en casi todos los pacientes. El tratamiento tiene como objetivo prevenir la visión deficiente y reducir el ángulo de bizquera, para que ambos ojos estén prácticamente paralelos.

Métodos de tratamiento no quirúrgico

La forma de estrabismo más frecuente es la bizquera infantil. El llamado estrabismo concomitante, se da más normalmente en los cuatro primeros años de vida. Los músculos del ojo funcionan correctamente, pero el ojo bizco acompaña el movimiento del ojo sano. El objetivo es eliminar la desalineación de los ojos sin cirugía, gracias a las buenas opciones de tratamiento.

  • Para tratar la visión deficiente, es aconsejable consultar a un oftalmólogo y comprar unas gafas. Para la heteroforia, es decir, una ligera desalineación de los ojos, el uso de las gafas es suficiente para dos tercios de las personas afectadas.
  • Otra opción es la terapia de oclusión. Un ojo se cubre con un parche. Si solamente un ojo está desalineado, el ojo más fuerte se cubre con un parche para los ojos. De esta manera, el ojo más débil se ve obligado a mejorar su visión. Cuando se trata de los adultos, a menudo se les cubre una de las lentes de las gafas con una película mate, para prevenir la visión doble. Los ojos también pueden ser tratados con un entrenamiento especial, para no percibir la visión doble. 

La cirugía del estrabismo

Si estas medidas no muestran éxito alguno, la cirugía de los músculos del ojo es una opción. Suele preceder a la decisión de la operación una terapia para mejorar la visión. El objetivo de la cirugía es establecer o restablecer las bases de la visión binocular. El estrés físico puede ser también una de las razones para operar. La cirugía pretende corregir el ángulo del estrabismo y también restablecer la alineación de los ojos. A los niños, a menudo se les realiza la operación bajo anestesia general. En el caso de los adultos, con anestesia local suele ser suficiente. El procedimiento quirúrgico también es posible en niños pequeños.

Una forma especial del estrabismo es el estrabismo paralítico, que se da fundamentalmente en adultos. El estrabismo paralítico está causado por un músculo ocular paralizado y, dependiendo de la causa precisa, puede desaparecer por sí solo después de varias semanas o meses, sin necesidad de tratamiento. Sin embargo, en algunos casos, el estrabismo paralítico no desaparece por sí solo y por lo tanto, necesita ser tratado con una de las terapias descritas anteriormente o mediante cirugía.

Debe ser comentado con un especialista en oftalmología o con un especialista cualificado similar, cuál es el método de tratamiento más adecuado, si la prescripción de gafas, la terapia de oclusión, la cirugía o cualquier otro método de tratamiento. En general, se puede afirmar que cuanto antes se trate el estrabismo, más rápida y fiable puede ser la mejoría de la vista y se puede conseguir la alineación de los ojos. Por lo tanto, en el caso del estrabismo, hay que consultar inmediatamente a un oftalmólogo o a una clínica oftalmológica.